Playas de Tel Aviv

Playas de Tel Aviv

El cálido tiempo de Tel Aviv convierte a esta vibrante ciudad en un destino de playa perfecto. ¡Las playas de Tel Aviv son arena dorada, sol y fiesta!

Bañada por el mar Mediterráneo, la ciudad de Tel Aviv cuenta con casi 15 kilómetros de costa dividida en 13 playas que reciben visitantes no solo de todo Israel, sino de todo el mundo. Las playas son uno de los grandes atractivos de Tel Aviv, tanto para huir del cálido clima que impera en la ciudad casi todo el año, como para conocer gente nueva.

En los meses de primavera y verano, las playas de la ciudad suelen estar abarrotadas, los bares llenos de gente y la arena plagada de israelíes jugando a matkot, sus particulares “palas de la playa”. Sin embargo, Tel Aviv tiene varias playas, por lo que siempre encontraréis un hueco donde poner la toalla.

A continuación, detallamos las mejores playas de Tel Aviv y el ambiente de cada una. 

Mejores playas de Tel Aviv

Banana Beach

Cerca del casco antiguo de Jaffa se encuentra una de las playas más famosas de Tel Aviv: Banana Beach. El contraste entre la historia que desprende Jaffa y la modernidad de Banana Beach crea un ambiente difícil de igualar.

La zona que envuelve la playa está llena de hoteles y apartamentos turísticos que hacen que Banan Beach esté llena de actividad prácticamente a cualquier hora del día. Bares de copas, cafeterías, zonas de deporte… Las opciones de ocio son casi infinitas.

Pero lo mejor que podéis hacer en esta playa es ver la puesta de sol. El atardecer en Banana Beach adquiere una magia especial, acentuada por los colores sobre el mar, la luz sobre los rascacielos y los grupos de jóvenes que se concentran en la arena para tocar música.

Hilton Beach

Frente al lujoso hotel Hilton se encuentra la playa Hilton de Tel Aviv, una de las más frecuentadas por turistas y locales. Se trata de una playa que cuenta con todos los servicios de higiene (duchas, baños y alquiler de hamacas) y de ocio (restaurantes, zona de surf, alquiler de piraguas y hasta una biblioteca).

Hilton Beach se divide en tres zonas muy diferenciadas, pero perfectamente combinadas. La zona sur de la playa concentra a los amantes de la pesca y el surf, la zona media es la playa gay de Tel Aviv por excelencia, y la zona norte tiene un ambiente más “mochilero” y permite la entrada de perros.

Jerusalem Beach

La extensa Playa de Jerusalén de Tel Aviv es perfecta para relajarse, tomar el sol y nadar, ya que no suele haber gente practicando surf u otros deportes acuáticos. Hay varios caminos de madera que llevan desde el paseo marítimo a la arena, hamacas y pequeños pabellones repartidos por la playa que proporcionan sombra.

La Playa de Jerusalén es perfecta para disfrutar de un día al sol sin alejarse del centro de la ciudad y con los imponentes rascacielos de Tel Aviv de fondo. ¡Una imagen espectacular!

En las inmediaciones de la playa hay supermercados, bares y restaurantes donde probar la comida típica de Israel.

Mezizim Beach

La playa de Tel Aviv con un ambiente más familiar es la Playa Mezizim. Se encuentra a poca distancia del centro de la ciudad y cuenta con una zona de juego para los más pequeños. Además, cuenta con hamacas, restaurantes en las inmediaciones, duchas y aseos.

Se trata de la playa favorita por familias y grupos de amigos, sus aguas tranquilas son perfectas para el baño y hay bares de moda que se llenan de gente al caer la noche.

Gordon-Frishman Beach

En realidad se trata de dos playas contiguas: Gordon Beach y Frishman Beach. Son dos de las playas de Tel Aviv más turísticas dada su cercanía a la zona de hoteles del paseo marítimo.

Las playas tienen canchas de voleibol, hamacas y restaurantes donde tomar algo o probar la gastronomía de Tel Aviv. Además, a muy poca distancia encontraréis lugares tan turísticos como la Casa de Ben-Gurión o el Puerto Deportivo de Tel Aviv.

Curiosidades

Algunas playas de Tel Aviv están destinadas al público más religioso y conservador y pueden imponer alguna restricción de vestimenta o segregación por sexo durante el shabat. Sin embargo, se trata de casos excepcionales y de playas alejadas del centro de Tel Aviv. Una de estas playas es Religious Beach, como su propio nombre indica.